+17 Poemas de literatura (Autores reconocidos)

  • Poemas
Poemas de literatura
Advertisement

¿Por qué es importante la literatura en la sociedades? Por lo general cuando escuchamos hablar de literatura, lo primero que pasa por nuestra mente son todas ellas bellas artes, escritores de novelas famosas u obra literaria que haya dejado huella en nuestra memoria.

Pero ¿verdaderamente eso representa toda la esencia de la literatura? Rara vez profundizamos en la importancia de la literatura.

Ese recurso que ha perdurado siglos que está bien marcada en toda nuestra historia, tanto individual como de la humanidad.

Advertisement

Lo cierto es, que la literatura ha ayudado a aprender, a transmitir no solo sucesos o pensamientos, si no sentimientos, y situaciones que vemos día a día en nuestra vida o en la de alguien más.

Nos ayuda a expresar lo que vemos o sentimos por nuestra situación o por otra persona.

Pues cuántos no se han inspirado en el Romeo y Julieta de Shakespeare, o se han sentido identificados con alguna situación reflejada por Gabriel García Márquez.

Advertisement

¿Qué es la literatura?

La literatura es una forma de plasmar sentimientos, ideas, formas de pensar que además sirve para dar a conocer acontecimientos de interés social.

La importancia de este elemento de la humanidad están valiosos que puede determinar, fomentar e impulsar la comprensión y el conocimiento de los lectores así como ampliar el léxico del lector.

En otras palabras, la literatura refleja nuestra identidad personal y social, la evolución que hemos tenido, y los procesos por los que hemos pasado como planeta.

Advertisement

Eso sin dejar atrás la historia que nos ha hecho llegar hasta donde estamos, y que ha permitido que maduremos poco a poco hasta forjarnos lentamente una idea clara de lo que somos y del porqué lo somos.

Pero aun así la literatura es muy amplia y abarca diferentes ramas enfocadas en un propósito único, como es el caso de la poesía.

La cual ha sido considerada como la más depurada manifestación, por medio de la palabra, de los sentimientos, emociones y reflexiones que puede expresar el ser humano en torno a la belleza, el amor, la vida o la muerte.

Advertisement

La poesía ha sido desde la antigüedad el medio idóneo para trasmitir y expresas debido a su característica que brinda libertad y dulzura en sus versos.

Son muchos los escritores y literatos que han incursionado en este género literario y han hecho de el un verdadero elemento admirable.

Poemas de literatura, clásicos

Son innumerables los poetas y las poetisas que nos han regalado parte de su sensibilidad artística a través de maravillosos textos, muchos de ellos hoy son recordados como verdaderos clásicos de la literatura contemporánea y moderna.

Advertisement

Hoy queremos exaltar a la literatura y su importancia en la sociedad, y que mejor forma de hacerlo que con la recopilación de poemas inspirados en ella y otros que dejan en alto sus valor histórico.

Son justos esos mismo texto los que hoy podrás encontrar en este artículo dedicado a exaltar la literatura desde sus más simple y hermosa expresión.

Disfruta de los mejores poemas de literatura, son de diferente autores y temáticas para proporcionar diversidad de opciones y abarcar las preferencias de los lectores.

Advertisement

Poemas clásicos para exaltar la literatura

Alba (Federico García Lorca)

Federico García Lorca escribió bellas composiciones en las que logró representar muy intensamente la tristeza.

Así como en esta bella poesía, describe un corazón triste ante la distancia de los amores que anhela, la misma tristeza que revive los recuerdos llenos de nostalgia, amargos y sin sentido.

Mi corazón oprimido
Siente junto a la alborada
El dolor de sus amores
Y el sueño de las distancia.

Advertisement

La luz de la aurora lleva
Semilleros de nostalgias
Y la tristeza sin los ojos
De la médula del alma.

La gran tumba de la noche
Su negro velo levanta
Para ocultar con el día
La inmensa cumbre estrellada.

¡Qué haré yo sobre estos campos
Cogiendo niños y ramas
Rodeado de la aurora
Y llena de noche el ama!

Advertisement

¡Qué haré si tienes tus ojos
Muertos a las luces claras
Y no ha de sentir mi carne
El calor de tus miradas!

¿Por qué te perdí por siempre
En aquella tarde clara?
Hoy mi pecho está reseco
Como una estrella apagada.

Advertisement

Curriculum (Mario Benedetti)

Nuestras vidas se pueden resumir, como en un currículum, una trayectoria de vida laboral.

Nacemos, crecemos, nos preparamos, trabajamos, continuamos trabajando y seguimos trabajando para poder sobrevivir, y así poco a poco se nos va la vida y ni siquiera lo notamos.

Mario Benedetti, deja un mensaje parecido pero escrito con prosa y lírica pero que describe como perdemos el tiempo en cosas banales y dejamos de lado el disfrutar la única vida que tenemos.

Advertisement

El cuento es muy sencillo
usted nace
contempla atribulado

el rojo azul del cielo
el pájaro que emigra
el torpe escarabajo

que su zapato aplastará
que su zapato aplastará

Advertisement

valiente
usted sufre
reclama por comida

y por costumbre
por obligación
llora limpio de culpas

extenuado
hasta que el sueño lo descalifica
usted ama
se transfigura y ama

Advertisement

por una eternidad tan provisoria
que hasta el orgullo se le vuelve tierno
y el corazón profético
se convierte en escombros

usted aprende
y usa lo aprendido
para volverse lentamente sabio

para saber que al fin el mundo es esto
en su mejor momento una nostalgia
en su peor momento un desamparo

Advertisement

y siempre siempre
un lío
entonces
usted muere.

Mañana lenta (Dámaso Alonso)

Dámaso Alonso nos transmite con esta breve y bella poesía ese sentimiento de añoranza por el tiempo pasado cargado de recuerdos simple.

Advertisement

Trata sobre la vigorosa juventud y como esta se va transformándose, poco a poco, en la vejez, además señala como todas las criaturas vivas paran por el mismo proceso.

Mañana lenta,
cielo azul,
campo verde,
tierra vinariega.

Y tú, mañana, que me llevas.
carreta
demasiado lenta,

Advertisement

carreta demasiado llena
de mi hierba nueva,
temblorosa y fresca,
que ha de llegar —sin darme cuenta—
seca.

Mercedes Blanco (Leopoldo María Panero)

Leopoldo María Panero fue un poeta español, encuadrado en la poesía española contemporánea dentro del grupo de los Novísimos.

Advertisement

Po ello hoy brindamos especial reconocimiento con un poema en el que se aprecia la convulsa relación que este poeta tuvo con la mujer que le da título a la obra, y en el que el amor queda expresado desde una perspectiva pesimista y trágica.

Al fin llegaste tú para mecer
en tus brazos el cadáver de mi alma
con la sonrisa de una muerta
para decirme que la muerta habla
para hacer el amor en la ceniza.

Al fin apareciste en medio del más puro
vacío-donde no quedaban
ya ni nombres ni palabras, ni siquiera
mi recuerdo en el mundo, en mí mismo:
al fin llegaste tú como un recuerdo.

Advertisement

Si aun siendo imposible que dejes de amarme,
no obstante tu corazón ciego se empeña en
que me olvides seré entonces yo el Imposible,
seré yo quien por entero encarne en cera
el rostro blanco de lo Imposible.

Pero has venido aquí
como si te marcharas para siempre, a decirme
que aún queda una Verdad. Y ya has vencido
al agujero negro que hay detrás del alma
y que espera sólo vernos caer, que nos espera.

Y comprendí que yo era. Y que si aún sería
«entre los muchos hombres uno sólo»
como me dijo un traductor de Ausías,

Advertisement

lo sería
sí, pero siendo ese desierto
habitado por entero por ti,
que eras también uno solo.

Y te ofrecí el desierto como premio
y la soledad, para que la habitaras
sin jamás empero alterar su pureza;

te ofrecí, te ofrezco
mi destrucción. Y te dije tan sólo
de mí que antes
de ti el presente era una forma del pasado;

Advertisement

y que esperar era una forma de faltarme el tiempo
oyendo sólo, en el horizonte de la espera, el eco
de una música en que todo
calló como si nunca hubiera sido, y que sabía

que hacerlo le fue fácil, porque todo
tiene su vocación de no haber sido: hasta la cosa
más simple quisiera desaparecer.

Pero llegaste tú para habitar ese eco
y dar sentido a la voz que habla sola
porque sabe -sabía- que era esa
la forma en que hablan todos, y la única
forma de hablar posible.

Advertisement

Y besaste suavemente en la boca mi baba,
que manchó una vez el papel en blanco.

Llegaste tú, y quisiera
haber sido aún menos, y arrepentirme aún más
de mi vida que otro vivió por mí.
Yo no soy quien me llamo: sólo tú me nombras.

Yo no soy, ni eres tú, esta sombra que llamo
para que hable de ti como lo haría
la lluvia que no dejó nunca de caer; para ofrecerte tu reflejo
en el agua de un océano bajo la que alguien
dicen que está muerto-quizás tú que me sonríes.

Advertisement

Y me dijiste: la muerte habla, y te contesto:
sólo los muertos hablan, entre ellos.

No te ofrezco ningún gozo, sino sólo la dicha
fecunda de la imposibilidad, como aguijón continuo
de la invisible vida de nuestro amor. Te digo sólo:

escucha cómo muere ese insecto- y te enseñé
en la mano una mosca muerta, y dije
he aquí nuestra riqueza. Y añadí: aprende
a no gritar jamás que nos amamos.

Advertisement

Baste
susurrarlo, basten
tus labios para no decirlo:
porque amor no ha sido aun forjado

y si nadie ama como tú y yo podríamos
hacerlo: sólo lentamente, inventando
la flor que no existió: si tú y yo ahora
nos amamos, habremos amado por primera vez.

No te ofrezco ningún gozo, sino sólo la lucha
de la hermosura subjetiva por ser cierta,
sino sólo el placer de una agonía larga y segura
porque únicamente cuando muere se sabe
que fue la dicha.

Advertisement

Este elefante muerto, esta búsqueda
de lo definitivamente perdido, esta espera
que sólo espera hallar su propio discurso.

Te aguardo
al final del camino: no te ofrezco
ningún gozo:
acompáñame en la tumba.

Advertisement

Te quiero (Mario Benedetti)

La poesía romántica es ideal para cautivas e inspirar a cualquier lector, que con la belleza de las palabras consigue en los poemas una vía de escape a la realidad agobiante.

Mario Benedetti fue un importante escritor que dejo a su paso por este mundo un increíble legado literario, con un fantástico repertorio de obras.

Es que para Mario Benedetti, el amor no es prisión, sino libertad mutuamente alcanzada en el horizonte compartido, en las causas por ambos buscadas.

Advertisement

Por esta misma razón es normal encontrar con poemas para exaltar la literatura del mismo estilo como el que se muestra a continuación.

Tus manos son mi caricia
mis acordes cotidianos
te quiero porque tus manos
trabajan por la justicia

Si te quiero es porque sos
mi amor mi cómplice y todo
y en la calle codo a codo
somos mucho más que dos

Advertisement

Tus ojos son mi conjuro
contra la mala jornada
te quiero por tu mirada
que mira y siembra futuro

Tu boca que es tuya y mía
tu boca no se equivoca
te quiero porque tu boca
sabe gritar rebeldía

Si te quiero es porque sos
mi amor mi cómplice y todo
y en la calle codo a codo
somos mucho más que dos

Advertisement

Y por tu rostro sincero
y tu paso vagabundo
y tu llanto por el mundo
porque sos pueblo te quiero

y porque amor no es aureola
ni cándida moraleja
y porque somos pareja
que sabe que no está sola

Te quiero en mi paraíso
es decir que en mi país
la gente viva feliz
aunque no tenga permiso

Advertisement

Si te quiero es porque sos
mi amor mi cómplice y todo
y en la calle codo a codo
somos mucho más que dos.

Dolor (Alfonsina Storni)

Alfonsina Storni ​​​​ fue una poetisa y escritora argentina vinculada con el modernismo y es además la autora de este poema que no transmite un mensaje precisamente bello.

Este poema se puede interpretar como el deseo de la muerte algo típico en la escritora, se revela el deseo de dejarse llevar por las corrientes para llevarla hasta las profundidades del mar y, de ahí, no volver jamás.

Advertisement

Describe el pensamiento suicida que plasmó en muchas de sus composiciones.

Quisiera esta tarde divina de octubre
pasear por la orilla lejana del mar;
que la arena de oro, y las aguas verdes,
y los cielos puros me vieran pasar.

Ser alta, soberbia, perfecta, quisiera,
como una romana, para concordar
con las grandes olas, y las rocas muertas
y las anchas playas que ciñen el mar.

Advertisement

Con el paso lento, y los ojos fríos
y la boca muda, dejarme llevar;
ver cómo se rompen las olas azules
contra los granitos y no parpadear;

ver cómo las aves rapaces se comen
los peces pequeños y no despertar;
pensar que pudieran las frágiles barcas
hundirse en las aguas y no suspirar;

ver que se adelanta, la garganta al aire,
el hombre más bello, no desea amar…

Advertisement

Perder la mirada, distraídamente,
perderla y que nunca la vuelva a encontrar:
y, figura erguida, entre cielo y playa,
sentirme el olvido perenne del mar.

Poemas para exaltar la literatura románticos y cortos

La poesía romántica formó parte de un movimiento dentro de la literatura europea durante los siglos XVIII y XIX.

Advertisement

A este se le conoce como Romanticismo y a través de los poemas buscó una libertad formal, efecto emocional incrementado y uso de fuentes antiguas y folclóricas para la poesía.

Gozó de un estilo exaltado, pasional y desbordado, empleó muchas exclamaciones e interrogaciones retóricas y hoy contamos con un amplio repertorio de poemas para exaltar la literatura inspirados en este movimiento.

+17 Poemas para exaltar la literatura

Poemas para exaltar la literatura románticos y cortos

Son muchos los escritores que incursionaron en este movimiento cargado de temas que describes decepción, insatisfacción, desilusión, amor o muerte, por lo que resulta casi imposible recopilarlos todos en un mismo espacio.

Advertisement

Sin embargo, hemos preparado una corta lista de poemas para exaltar la literatura románticos breves con el fin de que puedas echar un vistazo al estilo único y original de cada escritor dentro de un mismo movimiento.

Amor eterno (Gustavo Adolfo Bécquer)

En esta oportunidad no topamos con una oda al amor incondicional, desprovisto de cualquier circunstancia.

Se trata de una  expresión de amor romántico en su máximo nivel por lo que resulta ideal compartirlo en esta sección del articulo dedicado a exaltar la poesía y la literatura.

Advertisement

Podrá nublarse el sol eternamente;
Podrá secarse en un instante el mar;
Podrá romperse el eje de la tierra
Como un débil cristal.

¡todo sucederá! Podrá la muerte
Cubrirme con su fúnebre crespón;
Pero jamás en mí podrá apagarse
La llama de tu amor.

Advertisement

Contigo (Luis Cernuda)

Luis Cernuda fue un destacado poeta y crítico literario español, miembro de la Generación del 27 y fue el mismo que escribió este poema romántico y corto perfecto para exaltar la literatura.

En este poema habla sobre su mundo, basado en el amor por esa persona especial.

¿Mi tierra? Mi tierra eres tú.
¿Mi gente? Mi gente eres tú.
El destierro y la muerte para mi están adonde no estés tú.
¿Y mi vida? Dime, mi vida, ¿qué es, si no eres tú?

Advertisement

Contiene una fantasía contenta con amor decente (Sor Juana Inés de la Cruz)

Esta famosa escritora nos deja como legado un hermoso poema para exaltar la literatura en el cual nos pone de frente al amor como dulce seducción y al mismo tiempo como una amenaza destructiva.

Se trata de un verso en el que el amor figura como esa energía Le canta, no que atrae irremediablemente con la fuerza de un tirano.

Advertisement

Deténte, sombra de mi bien esquivo,
imagen del hechizo que más quiero,
bella ilusión por quien alegre muero,
dulce ficción por quien penosa vivo.

Si al imán de tus gracias atractivo
sirve mi pecho de obediente acero,
¿para qué me enamoras lisonjero,
si has de burlarme luego fugitivo?

Mas blasonar no puedes satisfecho
de que triunfa de mí tu tiranía;
que aunque dejas burlado el lazo estrecho

Advertisement

que tu forma fantástica ceñía,
poco importa burlar brazos y pecho
si te labra prisión mi fantasía.

El Enamorado (Jorge Luis Borges)

El amor ha sido desde los inicios de la poesía, uno de los elementos principales en las temáticas abordadas y muchos escritores lo han plasmado en sus versos como su máxima inspiración.

Advertisement

Lo cierto es que, cuando el alma se descubre enamorada, el mundo pierde total importancia.

La atención del amante se concentra totalmente en esa persona amada, de tal manera que su vida cotidiana no es más que el fingimiento de que las cosas siguen su curso natural.

Sobre esto precisamente es lo que expone el autor en este maravilloso poema para exaltar la literatura.

Advertisement

Lunas, marfiles, instrumentos, rosas,
lámparas y la línea de Durero,
las nueve cifras y el cambiante cero,
debo fingir que existen esas cosas.

Debo fingir que en el pasado fueron
Persépolis y Roma y que una arena
sutil midió la suerte de la almena
que los siglos de hierro deshicieron.

Debo fingir las armas y la pira
de la epopeya y los pesados mares
que roen de la tierra los pilares.

Advertisement

Debo fingir que hay otros. Es mentira.
Sólo tú eres. Tú, mi desventura
y mi ventura, inagotable y pura.

Esclava mía (Pablo Neruda)

Pablo Neruda fue el seudónimo y posterior nombre legal​ de Ricardo Eliécer Neftalí Reyes Basoalto, quien se destacó como poeta y político chileno.

Hoy recordamos uno de sus trabajos poéticos con este verso corto que representa un alarde de erotismo y sensibilidad, y que al mismo tiempo expone un amor en que el cariño y el miedo van de la mano.

Advertisement

Esclava mía, témeme. Ámame. Esclava mía!
Soy contigo el ocaso más vasto de mi cielo,
y en él despunta mi alma como una estrella fría.
Cuando de ti se alejan vuelven a mí mis pasos.

Mi propio latigazo cae sobre mi vida.
Eres lo que está dentro de mí y está lejano.
Huyendo como un coro de nieblas perseguidas.

Junto a mí, pero dónde? Lejos, lo que está lejos.
Y lo que estando lejos bajo mis pies camina.
El eco de la voz más allá del silencio.
Y lo que en mi alma crece como el musgo en las ruinas.

Advertisement

Agua Mujer (Juan Ramón Jiménez)

Nos encontramos ante un breve pero colosal poema de Juan Ramón Jiménez que describe como a veces el amor se fundamenta en la mirada hacia el espejo y nos vemos reflejados en los ojos de la persona amada.

¿Qué me copiaste en ti,
que cuando falta en mí
la imagen de la cima,
corro a mirarme en ti?

Advertisement

Tus ojos (Octavio Paz)

Dicen que los ojos son las ventanas del alma, y para el amante, los ojos de su ser amado son los pozos en que refleja sus sentimientos, inquietudes, esperanzas y temores.

Cuando una persona se encuentra bajo los efectos del amor, contempla, como hechizado, la mirada subyugante del otro.

Advertisement

La mirada encontrada es vínculo, interpretación, pregunta y respuesta a la vez; es misterio y revelación, y así lo describe Octavio Paz es esta bella composición.

Tus ojos son la patria del relámpago y de la lágrima,
silencio que habla,
tempestades sin viento, mar sin olas,
pájaros presos, doradas fieras adormecidas,

topacios impíos como la verdad,
o toño en un claro del bosque en donde la luz
canta en el hombro de un árbol y son pájaros todas las hojas,
playa que la mañana encuentra constelada de ojos,

Advertisement

cesta de frutos de fuego,
mentira que alimenta,

espejos de este mundo, puertas del más allá,
pulsación tranquila del mar a mediodía,
absoluto que parpadea,
páramo.

Advertisement

Poemas con la palabra literatura

¿Qué tanto conoces sobre la literatura? Está consiste en el uso del lenguaje verbal con fines estéticos, alejándolo del uso cotidiano de las palabras, y concentrándose más bien en sus formas.

Acude a herramientas retóricas, al ritmo y a la imaginación o la fantasía para componer piezas de distinta naturaleza.

Dentro de la literatura podemos hallar distintas manifestaciones que se clasifican en géneros literarios.

Advertisement

Entre los géneros más antiguos esta épica, la tragedia y la lírica, mientras que los géneros modernos son la narrativa, la dramaturgia, la poesía y el ensayo.

En esta sección del artículo continuaremos exaltando la literatura con ayuda de recursos poéticos pero con la diferencia de que estos levan la palabra literatura inversa en el texto. ¿Podrás encontrarla?.

Lo perdido (Jorge Luis Borges)

Entre preguntas se compone este poema del famosos escritor Jorge Luis Borges, que a lo largo de su carrera literaria nos ha dejado innumerables versos cargados de pasión y originalidad.

Advertisement

¿Dónde estará mi vida, la que pudo
haber sido y no fue, la venturosa
o la de triste horror, esa otra cosa
que pudo ser la espada o el escudo
y que no fue?

¿dónde estará el perdido
antepasado persa o el noruego,
dónde el azar de no quedarme ciego,
dónde el ancla y el mar, dónde el olvido
de ser quien soy?

¿dónde estará la pura
noche que al rudo labrador confía
el iletrado y laborioso día,
según lo quiere la literatura?

Advertisement

pienso también en esa compañera
que me esperaba, y que tal vez me espera.

Nieve (Nicolás Guillén)

La nieve, inspira al escritor y compone un verso fantástico ideal para exaltar la literatura y hoy podemos recordarlo en este artículo.

Advertisement

Como la nieve cae aquí,
nieva también dentro de mí.
(Verlaine con nieve, ¿no es así?)
de ti me acuerdo ya sin ti.

¿A qué llorar, me digo yo,
por quien no llora ni lloró?
si estuve escrito, me borró,
si ardí un instante, me apagó.

Caiga la nieve, está muy bien.
Mas no por eso va guillén
a entristecerse si no hay quien
del mismo mal muera también.

Advertisement

Literatura, en realidad,
nimia de toda nimiedad.
¿Que está nevando en la ciudad?
al fin y al cabo es la verdad.

Bis (Santiago Montobbio)

En este poema el escritor describe como en muchas ocasiones la literatura sirve como método de escape para las realidades tormentosas y que podamos tener unos minutos de paz llenos de inspiración y creatividad.

Advertisement

Es la historia de siempre y también
en la que hay más enredaderas: una vez
nos dieron la tierra, pero
como nos dio la sensación de que no era
sino otra forma de engañarnos y hacernos

perder el tiempo entretejiendo
la ilusión de que algún día
íbamos a poder hacer algo con ella
dejamos que se nos muriera.

Sin llegar siquiera
a ser un inútil consuelo nos queda
la literatura como forma
de tomarle el pulso a las miserias.

Advertisement

Soneto lviii cien sonetos de amor (Pablo Neruda)

Pablo Neruda siempre nos impresiona con sus versos inspiradores, y en esta oportunidad tenemos la dicha de disfrutar de un poema para exaltar la literatura cargado del estilo innato del escritor.

Soneto lviii

Advertisement

Entre los espadones de fierro literario
paso yo como un marinero remoto
que no conoce las esquinas y que canta
porque sí, porque cómo si no fuera por eso.

De los atormentados archipiélagos traje
mi acordeón con borrascas, rachas de lluvia loca,
y una costumbre lenta de cosas naturales:
ellas determinaron mi corazón silvestre.

Así cuando los dientes de la literatura
trataron de morder mis honrados talones,
yo pasé, sin saber, cantando con el viento

Advertisement

hacia los almacenes lluviosos de mi infancia,
hacia los bosques fríos del sur indefinible,
hacia donde mi vida se llenó con tu aroma.

Como ya hemos mencionado en reiteradas ocasiones a lo largo del artículo, la literatura es una de las grandes formas de expresión artística de todos los tiempos.

Advertisement

Cuyo material de trabajo es uno de los más característicos de la humanidad que hay, el lenguaje.

A lo largo de su historia, la literatura no sólo ha experimentado en sus formas expresivas, sino también se ha hecho eco de los cambios profundos en la cultura y la forma de pensar del ser humano, convirtiéndose en un poderoso espejo de la época.

Es por ello que destacar su importancia y exaltar su papel en la sociedades es necesario.

Advertisement

En Escribirte valoramos tu opinión, déjanos un comentario y no olvides continuar con nosotros para conocer más sobre el genero literario más hermoso, la poesía.

Advertisement

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *